Archive for 29 junio 2007

La moza de Ipanema

29 29UTC junio 29UTC 2007

Si un hombre está en una playa de Brasil, y ve a una jovencita sola dirigirse hacia el agua para bañarse, probablemente sienta algún impulso inspirador. No sería estadísticamente raro que el sujeto tuviera que sofocar la creatividad guarra y ofensiva de gritarle algún piropo de los que harían sonrojarse a un camionero. Del resto de individuos de sexo masculino cabría esperar, cuando menos, una ensoñación lujuriosa, animal pero civilizada.

¿Qué pasa si eres Antonio Carlos Jobim o Vinicius de Moraes? Pues que lo que te sale es hacer una canción como Garota de Ipanema (o La chica de Ipanema, o The Girl from Ipanema). Desconozco todo lo que se puede desconocer sobre la vida amorosa de Jobim (y casi todo de la de Moraes), pero estoy por apostar que su táctica ha sido bastante más fructífera que la de los demás chulitos de playa.

Quizás por haberla oído tantas veces, no es ni de lejos mi canción favorita. Pero es un buen motivo de estudio. Este solo de aquí debajo es, más o menos, lo que debería haber sonado el otro día en el Masaveu 55, y no sonó porque a la mitad me perdí (todo tiene su lado positivo; acabé improvisando de verdad). Aquí queda anotado.

Grabado en Oviedo, 28 de junio de 2007, guitarra Fender Stratocaster (cuerdas d’Addario, 0,10) y amplificador Roland MicroCube (qué bien suena pa lo pequeño que es). Mezclado con AudaCity.

Garota de Ipanema [MP3 – 3,7 MB]

¿Adelantar dinero?

28 28UTC junio 28UTC 2007

Después de los dichosos suspensos de Biofísica en Medicina, ahora los periódicos asturianos han sacado a la luz que los pagos relacionados con investigación se hacen tan tarde que muchos investigadores tienen que adelantar dinero de su bolsillo, y que pueden no recuperarlo incluso hasta seis meses después.

¿Adelantar? Eso si tienen suerte. En mi entorno es frecuente que gasten dinero de su bolsillo para poder ir a un congreso o hacer alguna investigación. Hablo en primera persona. Hasta hace muy poco mi investigación ha corrido íntegramente a mi cargo, salvo alguna que otra ayuda de la Universidad (eso que llaman “bolsa de viaje” y que no da ni para el billete de avión).

Hay montones de pegas y trabas, lo de los seis meses no es precisamente una exageración, y como digo no es nada raro que el investigador pierda su dinero o directamente lo ponga sabiendo que no va a recuperarlo. Esa es la realidad de lo que la Universidad de Oviedo pide a sus profesores.

Eso, dentro de la Universidad, se ha sabido siempre. No sé a quién habrá perjudicado ahora concretamente para que salga al periódico (ya se sabe que todavía hay clases, y no me refiero a actos lectivos), pero lo gracioso es que el Rector ordena que se agilicen los pagos. Es así de fácil. Y digo yo… ¿no podía haber ordenado eso antes, si la solución era tan sencilla?

La dignidad del trabajo / Dignity at work

27 27UTC junio 27UTC 2007

[Artículo bilingüe / Bilingual post]

Ya he mencionado en alguna ocasión a Barry Mitterhoff. Como dije entonces, es un mandolinista que ha tocado, entre otros, con Tony Trischka, considerado uno de los mejores banjistas del mundo (Mitterhoff grabó su primer disco en Skyline, con Trischka, en 1977). O grabado para bandas sonoras (como la de Tienes un e-mail). Lleva más de 40 años tocando a un alto nivel y haciendo giras por el mundo. Ha explorado la música en muchos frentes; quizás los más notables sean el bluegrass (o sea, la “música de las persecuciones de vaqueros”), el klezmer (o sea, la “música de los judíos”) y el jazz.

Mitterhoff toca también con Margot Leverett en su grupo Klezmer Mountain Boys. Esta es una clarinetista con estudios clásicos en la Indiana University School of Music, que después de meterse en música de vanguardia se enamoró de la mentada música klezmer, que lleva tocando más de un cuarto de siglo. Además de dirigir los Klezmer Mountain Boys, da clases, toca con orquestas y hace giras por el mundo. Ha llevado un paso adelante la fusión entre klezmer y bluegrass.

Tuck Andress es un guitarrista de jazz que me dejó boquiabierto cuando mi amigo Pablo (el mismo que me habló de Charlie Parker y El Perseguidor) me enseñó alguno de sus discos con Windham Hill Records. Fue quizás la primera vez que oí a uno de esos tipos indeseables (dejando aparte flamencos y clásicos) que tocan una sola guitara pero suena como si hubiera media docena de guitarristas tocando con un bajista y un percusionista, y además graban sus discos en interpretaciones directas, sin edición (véase, por favor, su versión en solitario de Man in the mirror, aquella canción que popularizó Michael Jackson). Es un estudioso que lleva también muchos años de carrera (más de 30), en particular en Tuck and Patti con la cantante Patti Cathcart. Les gusta dar clases, pero tienen poco tiempo porque siempre están de gira por todo el mundo.

Resulta que toda esta gente toca en bodas, bautizos y comuniones si la contratas; no hace falta que seas Donald Trump, sólo que pagues su caché (supongo que notable, eso sí). No se sienten más pequeños porque bailes su música, ni porque la disfrutes en directo con los tuyos para celebrar un evento familiar. Y eso me hace reflexionar sobre el endiosamiento de algunas de nuestras más excelsas estrellas. Por ejemplo, no he podido evitar pensar en ello cuando en los telediarios de todas las horas han sacado una y otra vez a Avril Lavigne, que al parecer canta canciones más alegres y se ha teñido de rubia, y salía haciendo un sesudo análisis de su música y su estilo y la interesante orientación que ha dado a su carrera profesional.

Qué tonto Tuck Andress, que cuando era un pipiolín se empolló los 400 acordes de su libro (¡¡¡400!!!) aunque no los necesitara inmediatamente.

Bueno, las discográficas pueden seguir vociferando sobre la muerte de la música a causa de las descargas en Internet. Mientras, Mitterhoff, Leverett, Andress, Cathcart y otra legión de aficionados (por ejemplo, Tommy Crook, el primer profesor de Andress) seguirán estudiando y haciendo esa cosa indigna que han hecho siempre.

Trabajar en la música.


I’ve mentioned Barry Mitterhoff before. As I said then, he’s a mandolin player who has worked, among others, with Tony Trischka, considered one of the top banjo players in the world (Mitterhoff made his first record with Skyline, Trischka included, in 1977). He’s also played for movies (such as You’ve got e-mail). He’s played at a high level for more than 40 years, touring the world. He’s explored music in many fronts; maybe the most prominent being bluegrass, el klezmer and jazz. Mitterhoff plays also with Margot Leverett in her band Klezmer Mountain Boys. She’s a clarinet player with classic studies at Indiana University School of Music, and after being involved in avant-garde music fell in love with aforementioned klezmer music, that she has been playing for more than 25 years. Aside from leading Klezmer Mountain Boys, she teaches, plays with orchestras and makes tours worldwide. She’s taken klezmer/bluegrass fusion one step ahead.

Tuck Andress is a jazz guitar player that left me speechless when my friend Pablo (the same one that told me about Charlie Parker and El Perseguidor) showed me one of his records for Windham Hill Records. It was probably the first time I heard one of those hateful individuals (aside from flamenco and classic players) who play a single guitar sounding as there were six of them with a bass player and a percussionist, and in addition record their music by means of live executions, without any editing (please, listen to his solo version of Man in the mirror, that song Michael Jackson made popular). He’s a specialist with a long career as well (more than 30 years), particularly as a member of Tuck and Patti with singer Patti Cathcart. They like teaching, but they don’t have much time, since they’re always on tour.

It turns out that all of them play at weddings and the like if you hire them; you don’t need to be Donald Trump, just paly their fee (that I suppose a bit expensive, obviously). The don’t feel small because you dance their music, or because you enjoy it live with your relatives to celebrate some family event.

And that makes me think about some of our haughtiest stars. For instance, I couldn’t help thinking about it when they’ve showed in every news program, once and again, Avril Lavigne, that apparently sings happier songs and has tinted her hair in blonde, and appeared on tv making a wise and complex analysis of her music and her style and the interesting turn she has given to her professional career.

What a silly man, Tuck Andress, that as a newbie swotted every one of the 400 chords of his book (400!!!) even though he didn’t need them at that time.

Well, record companies can keep shouting about the death of the music because of Internet donwloads. Meanwhile, Mitterhoff, Leverett, Andress, Cathcart and a crowd of many other amateurs (for instance, Tommy Crook, Andress’ first teacher) will keep studying and making that despicable thing they’ve done their whole lives.

Working in music.

Inhibidores perturbadores

27 27UTC junio 27UTC 2007

Alrodiu’l ataque nel que morrieron seis soldáos del exércitu español baxo bandera de Naciones Xuníes, los partes cuenten el fechu, dando detalles de ónde pasó, cuántos solados yeren, cuántos morrieron, y cómo foi. Y amestan al final, con toa normalidá, la frase: El vehículo no disponía de inhibidor de frecuencia. Como quien diz: El conductor nun llevaba puestu’l cinturón de seguridá.

Y se supón que eso ye información, pero a mí déxame ablucáu. Ye como si tol mundu, menos yo, supiera too sobre inhibidores de frecuencia y traxinara con ellos tolos días, igual que con los cinturones de seguridá de los coches. Ye como cuando tol mundu fala de esplosivos y metenamina como si fora químicu, o de la Fórmula 1 como si foren mecánicos espertos.

A mí nun me salen más que entrugues. Diciéndolo asina, paez que ye evidente que el bichu esi tenía que llevar (o podía llevar) inhibidor de frecuencia. Pero abúltame que ya tan prexulgando coses que nun veo tan clares.

¿Qué coño ye un inhibidor de frecuencies? ¿Ye obligatorio, o normal, o frecuente, que lu lleven los vehículos de los militares? ¿Qué vehículos los lleven? ¿Valen de verdá pa que nun esploten los coches bomba? ¿Cualquier coche bomba?

Yo, polo menos, yera la primera vegada que oyía falar d’ellos en rellación con un ataque con coche bomba. Amás, nun sé si ye tan normal o tan importante llevalos, ni si los lleven los BMR. Casi toles referencies en Google a inhibidores de frecuencies y vehículos BMR tan nos periódicos falando d’esto de agora, asina que nun lo veo claro. Paez que el nome que se yos dio tola vida, en realidá, ye perturbadores.

Ya que tamos, nun me paez que seya adecuáo falar de “ataque terrorista”. Esa bomba nun yera una acción indiscriminada pa asustar a la población; yera un ataque contra un convoy militar. Ye guerra de guerrilles, si se quier.

Me gustaría entender a Janer, Matas y Sebastián

26 26UTC junio 26UTC 2007

Me presento a las elecciones de mi país. Gasto miles (millones, supongo) de euros en la campaña electoral, a fin de convencer a mis conciudadanos de que deseo trabajar por ellos. Les pido el voto, una, y otra, y otra vez. Ellos (miles de ellos) me dan su confianza, me encomiendan que haga ese trabajo que les he prometido. Estoy llamado a ser uno de los representantes de mis conciudadanos en el Parlamento; mi voz será su voz, mi voto será su voto. A través de mí ejercerán el poder. Menuda responsabilidad.

Pues cuando llega el momento, voy y digo que no, que paso, que otro día. Y renuncio a mi acta de diputado. Eso es lo que han hecho Jaume Matas en primer lugar, y María de la Pau Janer en segundo lugar, tras las elecciones en Baleares.

Me gustaría entenderlo. Si la cosa fuera tan simple como “Puesto que no he ganado, no juego más, que tengo cosas mejores que hacer que perder el tiempo en esta pantomima de Parlamento haciendo oposición”, se trataría de desvergüenza, desfachatez, irresponsabilidad, cara dura, en grado tal que sólo se los podría calificar de gentuza inmunda que no debería volver a asomar la cara en público, por mentirosos, estafadores, aprovechados y chaqueteros. Por haberse burlado en toda la cara de sus conciudadanos.

Pero me resisto a pensar que se pueda llegar a tal grado de cinismo. Así que tiene que haber otra explicación, la cosa tiene que ser un poco más complicada que eso, tiene que haber algo más. Simplemente, no la entiendo, y no he visto comentarios al respecto que me den algo de luz.

Me gustaría entenderlo.

EDITO: Como bien señala Boronat en un comentario, en este carro también está Miguel Sebastián, de quien pensé exactamente lo mismo en su momento. Supongo que escribí este artículo precisamente porque llovía sobre mojado y además fueron dos en el lote. Me imagino que ha ocurrido con más candidatos en más autonomías, aunque ahora mismo no lo recuerdo.

Public health / Sanidá

25 25UTC junio 25UTC 2007

[Bilingual post / Artículu billingüe]

Spanish court has recently passed judgement on the case of the Severo Ochoa hospital in Madrid, concluding that there was no offense. More than two years ago, somebody pressed charges against some doctors of this hospital because of “massive sedations”, implying that they were practicing euthanasia and that they had killed some 400 people. The Spanish far right rushed against these doctors, and Madrid health councillor, Manuel Lamela, enrolled in the crusade.

Thanks to this dreadful politician, now many patients die among horrible pain, because doctors don’t dare to sedate them as they usually would (and should) do. However, he didn’t hesitate to promote a regional law that blatantly contradicts a national one (God nows what would happen if Catalonians did that) that allows you to smoke even if you are harming your neighbour.

I didn’t want to go on, but I can’t keep it to myself when I think about patients suffering pain in the name of the “christianity” of this individual and Esperanza Aguirre (the regional president): it would be just fair that, in the future, both Lamela and Aguirre went through the same they are causing to their citizens. Maybe a lung cancer as passive smokers, that at its terminal stage drive them crazy of pain, with a doctor that doesn’t dare to give them more sedation just in case some health councillor reports him.

I know it’s a bad thought, and I can’t wish that for them. But it really doesn’t matter, since anyway they would never be in that situation. In the private hospital they would be in, doctors would do whatever they asked (and payed) for. And the Pope would not come to tell them off for not overcoming pain with dignity. That applies only to poor people.


La xusticia dixo que nun hebo delitu nel hospital Severo Ochoa de Madrid. Fai más de dos años, daquién denunció a unos mélicos d’esti hospital por “sedaciones masives”, dando a entender que taben faciendo eutanasia y que mataren a 400 persones. Xente de la estrema derecha española echóse a por estos mélicos, y el conseyeru de Sanidá de Madrid, Manuel Lamela, apuntóse a la cacería.

Gracies a esti impresentable, agora munchos enfermos muerren ente dolores tremendos, porque los mélicos nun s’atreven a sedalos como deberíen. Por embargu, nun tuvo dulda nenguna en sacar una llei autonómica que contradiz a una llei nacional (había que ver qué pasaría si lo ficieren los catalanes) que diz que sí se pué fumar anque teas faciendo dañu al de al lláu.

Nun quería decir más, pero nun pueo guardalo cuandu pienso nos enfermos que tan padeciendo dolor gracies a la “cristiandá” de esti suxetu y de Esperanza Aguirre (la presidenta de la comunidá): sería de xusticia que, nel futuru, tanto él como Esperanza pasaren polo que tan faciendo a otros. Quiciabes un cáncer de pulmón como fumaores pasivos, que cuandu tea en fase terminal los allorie de dolor, y el mélicu diga que nun se atreve a sedalos más porque igual los denuncia dalgún conseyeru de sanidá.

Sé que ye un mal pensamientu, y nun pueo deseáyoslo de verdá. Pero nun pasa nada, porque de toes maneres ellos nun van pasar por eso. Na clínica privada na que taríen, fadríase lo que quixeren ellos, que pa eso paguen. Y el Papa nun diba venir a reñilos por nun llevar el sufrimientu de la vida con dignidá. Eso guárdenlo namás pa los probes.

Querido Anónimo

25 25UTC junio 25UTC 2007

Querido Anónimo: Has dejado algunos comentarios bastante contundentes, aunque de momento voy a referirme a los que has puesto aquí. Estoy bastante harto de crispación, de griterío sin venir a cuento, de acusaciones gratuitas, de falacias, de insultos, de descalificaciones. Estoy muy harto de que los de siempre generen inquina y problemas donde no los hay, y estos últimos años he tenido ya suficiente. Así que voy a tratarte como te mereces.

Es decir: con escrupuloso respeto. A ver si rompemos este círculo de mala leche de una bendita vez. Recuérdalo: escrupuloso respeto. ¿Podrás hacerlo? ¿Serás capaz de indignarte cuando alguno de tus políticos preferidos, aun defendiendo argumentos que te convencen, lo haga de forma irrespetuosa? ¿Seremos capaces de estar en desacuerdo sin darnos de hostias? Por mí no va a quedar.

No sé quién es el autor de esas cosas que pones, pero ya he leído anteriormente argumentos similares de gente que, sí, está “más preparada que yo y en mejores cargos”. Pasan dos cosas, querido Anónimo. Una, que nunca he valorado a la gente por el cargo que ocupa, porque la dignidad no viene con el cargo, como muchos creen, sino que se gana; cuando uno ocupa un cargo su contador se pone a cero, y lo único que tiene por delante es trabajo para demostrar que merece estar ahí con los hechos, no con el nombramiento. Y dos, que se pueden decir muchas sandeces estando “preparado”. Yo soy doctor, ingeniero y profesor de universidad, pero si hablo de cebos de pesca vale más no hacerme caso, porque no tengo ni puta idea. (Y la ignorancia sería la falta más leve; no hablemos ya de quien tenga intereses, o puras opiniones personales sin fundamento que disfraza de verdades científicas cuando no lo son.)

Verás, la casa en la que me crié no estaba precisamente politizada, y pocas habrán tenido menos relación con ningún nacionalismo a excepción del español. En lo referente a la lengua, mi padre y mi madre no se esforzaban por hablarme en asturiano; si acaso, más bien se esforzaban por hablarme en castellano, que era (eso les habían dicho, como tantas otras cosas) “hablar bien”. Simplemente, llegaban hasta donde podían llegar. Y resulta que el asturiano es el único idioma que jamás he estudiado en asignatura ni curso alguno. El pretérito perfecto que acabo de usar en la frase anterior sí que lo aprendí en los libros, porque nadie de mi familia ni de mi círculo de amigos lo habría usado.

Lo que quiero decir con esto es que tus autores pueden (faltaría más) desmentir la existencia del asturiano, decir que es un invento, y todas esas cosas. Hay revisionismos para todos los gustos y colores. Pero en esta materia, en lo que se refiere a mi relación con el asturiano, soy una autoridad inapelable, y nadie puede engañarme: yo estaba allí. Lo vi. Me crié así. Lo que sé de asturiano lo sé porque lo vi a mi alrededor, en gente apolítica que no se preocupaba de banderas ni naciones, sino en llegar a fin de mes y que sacáramos buenas notas. Puede venir César Vidal en forma de paloma hablando a través de una zarza ardiente a decirme que el asturiano es inventado, que lo único que hará es el ridículo (aunque con esos efectos especiales merecería la pena verlo, las cosas como son). No acepto que nadie me diga que he elegido aprender un asturiano inventado como seña de identidad política, sencillamente porque es mentira, y no hay nada más que hablar.

Dices que escribir en asturiano es una falta de respeto por mi parte. Celebro que al menos no consideres que falto al respeto a potenciales lectores cuando escribo en francés o en inglés, cosa que deja fuera a quienes no conocen esos idiomas (quizás la mayoría de mis pocos lectores). Pero sobre todo lamento profundamente que consideres que te he faltado al respeto; más aún cuando en la cabecera de este blog, de manera permanente, hay un cartelito en el que me ofrezco a traducir todo lo que creas que puede interesarte y no entiendas. Con mi tiempo, con mi dinero, con mi trabajo y sólo para ti. Me entristece que habiendo hecho todo lo posible para que mis visitantes se encuentren cómodos, y estando dispuesto a trabajar para facilitarles la lectura, se sientan, aún así, ofendidos. Francamente, no sé qué he hecho mal. Lee, si te parece, las “normas de uso” del blog, y dime qué te resulta ofensivo, en qué te agredo.

Respecto a mi ideología, Anónimo, desconozco por qué crees conocerla, cuando no la conozco ni yo. Con barata no sé si te refieres a que he pagado poco dinero por ella, o a que me han pagado poco; pero en cualquier caso, ambas cosas serían para mí motivo de orgullo si de ideología se trata. Eso sí, en lo de filoaberchale (corrijo: si lo que escribes es castellano debes escribir filoaberzale) siento decirte que estás en un error morrocotudo. No albergo ni la más remota simpatía por el nacionalismo radical, y menos aún por el vasco. Revisa tu cadena de deducciones, porque en algún punto te has equivocado.

Yendo a lo concreto de esos “apuntes” que me dices que lea, me parece que estamos más de acuerdo de lo que crees. Estoy totalmente contigo en que no quiero imponer a ningún ciudadano el uso del asturiano. Si consideras que escribir tu diario privado (en este caso cuasi-privado) en asturiano, ofreciendo además explícitamente traducir cualquier comentario al español, francés o inglés (que ya me parece que es ir bastante más allá de lo que exige la cortesía), es una imposición… pues te ruego que me lo expliques.

¿El asturiano no es una lengua hablando jurídicamente? Estoy en desacuerdo. No lo es de facto para el gobierno autonómico asturiano, aunque sí legalmente, y además lo es según convenios europeos, de rango superior, que España ha ratificado… Creo que hay un problema legal que hay que solucionar, efectivamente. Eso de que “no genera derechos”, sin embargo, es una falacia; el uso de la propia lengua es un derecho fundamental, reconocido por acuerdos internacionales, y si la legislación autonómica no lo protege suficientemente el error no es de la lengua, sino de la legislación. Es como decir que si una legislación local no reconoce el derecho a la integridad física el individuo no tiene derecho a la salud; más bien creo que habría que cambiar esas leyes.

¿Asturias es una sociedad castellanohablante? Creo que ese 100% es un tanto audaz. En cualquier caso, no es sólo castellanohablante. Podemos decir que Asturias es 100% vegetariana, ya que todo el mundo tolera la ingestión de vegetales, pero dudo que eso sea un argumento para que a partir de ahora la fabada no pueda llevar compango, ¡ni siquiera de manera opcional!

Respecto a tu último comentario sobre la realidad, te invito yo a ti a que aceptes que tu realidad no es la única que hay en Asturias. Si vives en Oviedo, quizás sea que te has creído (como tanta gente) que lo que ve cuando sale a Uría es la única realidad que existe. No seas nacionalista cerril, hombre, amplía tus horizontes. ¿Cómo era? Ah, sí: el nacionalismo se cura viajando, o leyendo. (No quisiera parecer prepotente, te ruego que lo entiendas como una broma con un fondo de verdad.)

Finalmente, quiero hacerte tres ruegos:

– Que estés alerta para rechazar esa mezcolanza de conceptos que a veces nos cuelan sin darnos cuenta. Ni hablar asturiano es ser nacionalista asturiano, ni hablar asturiano equivale a querer imponer el uso del asturiano a todo el mundo. Yo, por lo menos, no quiero.

– El segundo ruego es que, efectivamente, cites la fuente de los “apuntes” que pones. Me gustaría leerlo entero si está disponible en algún sitio.

– El tercero es que salgas del anonimato, aunque sea con un nombre ficticio (no es mucho pedir, ¿no?). Malamente vamos a poder seguir con estas interesantes conversaciones si no podemos identificar tus comentarios, aparte de que estás jugando con ventaja, porque yo me expongo aquí con pelos y señales. Yo creo que no tienes de qué avergonzarte, y aquí eres bienvenido.

Sinceramente tuyo.

P.D.: Y al resto de mis lectores, mis disculpas por este ladrillo, cuyo tamaño sí que puede que les ofenda…

Mercando’n Amazon

21 21UTC junio 21UTC 2007

Güey nun foru daquién entrugó qué tal yera eso de comprar por Amazon, y entós entróme la curiosidá y diome por buscar a ver si podía vese qué-yos merqué yo a estos.

Y lo que merqué foron cinco discos. Así que voi poner equí la información, pa que con ella puedan facer estudios de mercáu les empreses eses que nos xixilen pa ver qué compramos, y dónde, y qué mos gusta y mos dexa de gustar. Nun teis enfotáos nel spyware, que nun fai falta: estes son les mis compres n’Amazon (la fecha ye de cuando fice la compra, non cuándo se asoleyó’l discu).

Portada de Phantom of the Paradise Xunetu 1998 – BSO de Phantom of the Paradise. Esti discu busquélu en toles les tiendes que me dio tiempu (grandes: Virgin, HMV) cuandu fui a Londres en 1995. Y nun hebo manera. Nun lu teníen (anque tuviéranlu enantes, taba agotáu). Un día diome por mirar n’Amazon, teníenlu y dixe: “Esta ye la mía”. Una película que me marcó, y una banda sonora xenial.
Portada de Candyfloss and Medicine Febreru 1999 – Candyfloss and Medicine (Eddi Reader). La cantante de Fairground Attraction sacó discos ella sola, que son bien guapos. Nun tienen el mismu swing que lo que fizo en The first of a million kisses, pero merez la pena escuchalos.
Portada de Great Expectations Mayu 1999 – BSO de Great Expectations. Nun m’alcuerdo agora mesmo qué cancios me llamaron la atención cuandu vi esta película, pero la banda sonora gustóme en xeneral, y apetecióme.
Portada de Jerusalem Payares 1999 – Jerusalem (Alpha Blondy and The Wailers). Un grupu de reggae. Conocílos por unos amigos franceses cuandu veraneaba en Salas de gua.he, y entrome de sutrucu el rixu por mercar el discu y volver a oyir Kanashnikov Love o Boulevard de la mort o aquello (en francés) de Trabayar ye mui duro, y robar nun ne bueno, y pedir llimosna ye daqué que nun quiero facer más. Qué grandes.
Portada de Silk City Setiembre 2004 – Silk City (Barry Mitterhoff). A esti vilu tocar nel institutu de Mieres, xunto a Toni Trischka, y quedé ablucáu (polos dos y polos que veníen con ellos). El grupu facía una triba de bluegrass, anque Mitterhoff fai otres coses; ente elles, polo visto, tamién música klezmer. Silk City ye un discu perguapu. Compráralu enantes, pero nun sé cómo, perdiose. Asina que comprélu otra vez. (De Tony, quiciabes el meyor banjista del mundu, tamién mercara el discu, A robot plane flies over Arkansas, pero nun lu perdí).

Va ser verdá lo de la páxina’l Congresu

20 20UTC junio 20UTC 2007

Estos días hebo polémica pola páxina nueva del Congresu de los Diputáos. Resulta que quería ver cómo pudo un diputáu arreglase pa nomar a José Tomás, el toreru, cuando taben falando de la Llei d’Haciendes Llocales. Voi a la páxina’l Congresu, voi a “Intervenciones”, y pongo como orador “Julio Padilla”. “Buscar”. “Error en la página”.

Mui bien nun va, non.

Autonomías y ayuntamientos

20 20UTC junio 20UTC 2007

Resulta que el PSOE e IU están negociando la formación del nuevo gobierno autonómico de Asturias. Resulta que por lo visto en Cangas del Narcea IU “arrebata” al PSOE la alcaldía, con el apoyo del PP. Y resulta que el PSOE dice que o le dan “su” alcaldía o rompe la negociación. Ante esto se me ocurren varias cosas.

Una, que no me gusta que un partido “poco” votado haga hacer el pino a otro “muy” votado, por lo general; pero tampoco me gusta mucho que el partido grande le tire de las orejas al pequeño, como si fuera su padre o algo así. Me parece una posición un tanto chulesca (cosa que no es nueva, por desgracia). El PSOE “exige” (me da risa con qué facilidad se usa esa palabra hoy día) que el candidato de IU renuncie o que IU lo expulse del partido, a él y a sus concejales. Al parecer IU de Cangas, antes de hacer eso, quiere que acuerden cómo van a gobernar juntos el municipio, y el PSOE dice que aceptar eso sería ceder a “un chantaje político” (otra vez me río de cómo llaman chantaje a lo que sale de una votación). Lo del PP de Cangas también tiene gracia votando a IU. En fins.

Otra cosa que se me ocurre es que como ciudadano voto a un candidato al gobierno de Asturias, y otro a la alcaldía de mi municipio. Soy muy libre de votar a partidos distintos. Es más; las elecciones coinciden, supongo, por ahorrar costes fijos, y no porque tengan nada que ver. En consecuencia, me parece una deslealtad vincular la negociación para el gobierno autonómico con lo que tenga que pasar en todos y cada uno de los ayuntamientos de Asturias, que son muy distintos (y las personas que se presentan al cargo también). Puedo estar más o menos cómodo con que los concejales elegidos negocien, voten, se alíen y hagan sus chamullos, pero son las reglas del juego y esos chamullos salen de los votos de los vecinos. Lo que me tocaría las narices como vecino de Cangas es que del resultado de las negociaciones para el gobierno autonómico dependa mi alcalde.

Por otra parte, el gobierno valenciano ha presentado un recurso de inconstitucionalidad contra el Estatuto de Autonomía de Andalucía. Hay varias cosas que no se entienden en el PP. Por un lado, que el estatuto catalán sea obra del demonio y el andaluz esté fetén para Arenas, cuando al parecer tienen un montón de artículos idénticos (sí, de los que son objeto de recurso). Pero lo que tiene verdadera gracia es lo que dice Javier Arenas. Según El País:

Arenas aseguró en Sevilla que Camps le había trasladado “por activa y por pasiva la plena constitucionalidad del Estatuto de Andalucía” y responsabilizó a José Luis Rodríguez Zapatero de la decisión del Gobierno valenciano. “Se ha roto el consenso en materia de financiación autonómica, cuya responsabilidad es del presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, y cada vez que se rompen los consensos sin política alternativa, termina pasando lo que está pasando”, dijo Arenas.

La culpa… ¡de Zapatero!; esto es verdaderamente de traca. Y luego, eso de que Camps le haya trasladado “por activa y por pasiva la plena constitucionalidad del Estatuto de Andalucía”… alguien miente. O Arenas nos miente (que es lo más probable, visto lo visto), o Camps le mintió a Arenas (vaya usted a saber), o nos miente El País (aunque ABC dice lo mismo).

Luego está también el Defensor del Pueblo, que recurre todo un Estatuto de Autonomía aprobado por el pueblo catalán primero y por el pueblo español (previas modificaciones) después, pero dice que el andaluz no, porque ya ha recurrido el otro. Mí no entender.