Fútbol

No soy un forofo, no. El deporte en sí no está mal, pero todo lo demás… no hay quien lo aguante.

Aun sin ser un forofo, por una vez voy a dar mi opinión técnica. Al fin y al cabo, gente que sabe de fútbol menos que yo está haciéndolo a todas horas. En televisión, y cobrando por ello.

Mi impresión siempre fue que si el fútbol de la selección española cambió fue por el Barcelona, y si el Barcelona cambió fue por Guardiola. Con Guardiola los jugadores empezaron a pasarse la pelota con precisión, y sin prisa, en vez de andar dando pelotazos p’alante a ver si alguien le daba de cabeza sin querer, por así decir. Era un estilo muy característico, que cualquiera podía ver, aunque no supiese de fútbol.

Con esa forma de jugar se forjó ese Barcelona que parecía que no podía perder nada, ni la pelota ni los partidos. Y con esa mentalidad y esa confianza se forjó la selección española de entonces. Los jugadores del Barcelona traían ese convencimiento, y los demás descansaban sobre él.

Guardiola no está, el Barcelona no es lo mismo, la selección no es lo mismo, y me temía que el papel de la selección se pareciese al del Barcelona. Simplemente, hemos vuelto a ver a la verdadera selección, la de todos los días. La de los periodistas estúpidos, la del somos los mejores de la historia del universo mundial y vamos a ganar siete mundiales seguidos y todo el mundo nos tiene miedo, y luego llega un tipo calvete y nos hace unos cuantos agujeros nuevos en la red meando por encima de la defensa.

¿Pero qué me estás contaaaaaando?

¿Pero qué me estás contaaaaaando?

Ayer, por cierto, daba asco oír a aquellos tres o cuatro, no sé cuántos, comentaristas de Telecirco, que a falta de media hora para terminar se cansaron y decidieron dar el partido por terminado, y dedicar tooooodo el tiempo que faltaba a repetir, una vez y otra y otra, las mismas cuatro frases lapidarias sobre la derrota. Si ellos, desde su cómoda silla en la que además nadie les pide cuentas jamás, se cansaron de su sencillo trabajo y pedían el final del partido, ¿qué podían esperar de los jugadores, que de verdad estaban haciendo algún esfuerzo?

Total, que Guardiola ganó el mundial, y sin él, despedíos. Hemos vuelto a la España de siempre, en otra cosa más. Marcaron un gol de penalti discutible, y se llevaron siete para casita.

Y yo sólo lo lamento por Del Bosque y algunos jugadores. Por lo demás… arriba Chile, hombre.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: